Aquí te pasamos unas pistas … ¡Anímate! SOP es de THE NEW NORMAL y puedes aprovecharlo para cambiar a mejor.

¿Cómo hacer una canción? > https://www.escribircanciones.com.ar/icomo-escribir-canciones/139-icomo-hacer-una-cancion.html

Una de las cuestiones más consultadas es como hacer una canción. No como crear una progresión de acordes o como hacer una melodía sino como comenzar de cero para crear una canción. Muchos músicos, profesionales y amateurs, me suelen confesar que hace mucho tiempo que tocan pero aún no encuentran la forma de componer, o no entienden cómo es el proceso de composición y como se hace para poner letra a la música. Y es que si bien hacer una canción, no es difícil, (de hecho es muy fácil) pero al ser algo más intuitivo que lógico no que lograr comprender el proceso. En otras palabras, es cómo un pintor entiende como dar las pinceladas, como funciona la teoría del color, la perspectiva pero ¿cómo creo la obra?

En este artículo aprenderemos el método más usual de ¿Cómo hacer una canción?. Es importante destacar que, es muy común reordenar los pasos de acuerdo a tu comodidad, algunos empiezan por la música, y otros por algún elemento que les sugiera una idea.

¿Qué es una canción? Todos conocemos muchas canciones, de hecho escuchamos voluntariamente e involuntariamente decenas de ellas por día. ¿Pero sabemos lo que es una canción? Si bien la música es la suma de melodía más armonía, la canción va más lejos: es la suma de melodía más armonía más letra (o texto). En otras palabras, la canción se diferencia de la música en que tiene un significado. En que hay palabras jugando con ella.

Veremos esto, como hacer una canción, es decir, crear los 3 elementos de una canción y que se integren en perfecta armonía.

¿Como hacer canciones? Para hacer una canción hay varios métodos o caminos por los cuales empezar. Tomaremos un atajo para buscar inspiración y para que sea más fácil entender la idea de cómo se hace una canción o como es el proceso de composición. A continuación una de las formas más frecuentes de hacer una canción, por supuesto puedes variar el orden …

1) Lo primero que debemos hacer es buscar una base. Si tocamos guitarra o piano creamos una sencilla armonía. Cuando me refiero a crear una armonía simplemente digo tocar 3 o 4 acordes seguidos durante 3-4 compases. La idea es que cada uno de estos acordes dure el mismo tiempo que los demás y a cada uno le damos un ritmo que obviamente es el mismo para todos. Por supuesto esto lo podemos variar e incluso armar un riff pero vamos despacio. Es decir, tenemos 4 compases de C-F-G-C supongamos.

En este punto hay varias formas, puedes grabar la progresión, anotarla en el guitar pro (o con el programa que hagas música),  tocarla con la guitarra o tu instrumento. La cuestión es que esta base se pueda repetir incansablemente. Personalmente me da mucho resultado hacerlo con la guitarra pues uno siente la vibración del instrumento, es más fácil compenetrarse y meterse de lleno en la canción. Si utilizas este método es mejor que tengas un grabador cerca. Al principio da vergüenza pero termina siendo demasiado útil. Un detalle MUY importante, crea una base fácil, sencilla, práctica. Mucha gente cree que tiene que crear la base perfecta, la realidad es que si te complicas no crearás nada. Es mejor empezar por algo simple, y en caso luego con más experiencia puedes desarrollar ideas más complicadas o incluso mejorar la base actual.

2) Pensemos una frase. A mí para este ejemplo se me ocurrió “Era jueves y hoy la ropa le quedaba mal”.  Si ya sé que no es LA inspiración. ¿pero acaso pedí inspiración? No, pedí una frase…la primera que se te ocurra por más tonta que sea. Si buscas la frase genial no harás nada. Empieza con cualquier frase y luego escribe la genialidad. ¡A una frase común para una canción genial! Algo para empezar, luego puedes cambiarla o modificarla.

3) Para hacer una canción… simplemente canta! Para hacer una canción, simplemente empieza a tocar la progresión y canta tu frase sobre la música. Si no te gusta intenta cambiar el modo en que la cantas o inventa a otra frase e inténtalo de nuevo. Así hasta dar con la melodía, el ritmo, el tiempo y el largo del verso.

Por ejemplo: “Era jueves y hoy la ropa le quedaba mal”

a) “Era jueves.  Hooy la ropa le quedaaaaba maaal”

b) “e-ra jue-ves la ropa le quedaba maaal”

c) “eeeraaa jueeeves y hooyy la ropa le quedaba maaal”

e) “Era jueves.  En ese dia… la ropa… le quedaaba maal”

Como veis es la misma frase pero lleva distintas pausas, estiramiento de las vocales y acentos. Los estiramientos de las vocales se conocen como “cantar”. Las pausas y los estiramientos, además de la rima (cosa que no vimos hasta el momento) crean la sensación de ritmo y feeling. La cuestión es seguir cantando hasta dar forma a la melodía. Es decir, a veces tendremos una melodía con un comienzo genial y no sabremos cómo termina y otras serán al revés. Es cuestión de poder darle forma. Una vez que sabemos que la frase entra en la melodía y nos gusta cómo suena ¡felicitaciones ya tenemos nuestra idea!

¿Por qué partir de una frase y no de tararear? Pues en esta forma de componer es muy normal, empezar a cantar y terminar cantando algo conocido. Partiendo de una frase nuestra es más probable evitar caer en una canción que ya escribió otro. Además es una buena forma de cuantificar la melodía.

Una de las preguntas más frecuentes a la hora de hacer una canción es ¿qué se debe hacer si sobra frase, sobre la duración de la línea de los versos?. Hay dos opciones o reescribes la línea o las alargas para que continúe con la melodía de la segunda línea. De ninguna manera deben sobrar palabras o quedar metidas a los golpes. Sino tu canción sonara forzada y no tendrá ese ritmo natural o como dicen los raperos no tendrá ese flow. En otras palabras: SONARÁ MAL NO DEBEN SOBRAR PALABRAS O ESTAR METIDAS A LA FUERZA.

Otro detalle que deberás tener en cuenta es que los acentos textuales (de la letra) caigan en los acentos de la música. Quizás de momento no entiendas esto, pero en la práctica entenderás a que me refiero. Simplemente recuerda que si deformas palabras o suena mal es hora de reescribir.

4) Reescribir. La gran mayoría de las canciones, incluso los grandes hits o clásicos, son más sencillas de lo que parecen y es lo que nosotros haremos: simplificar. Tomamos la melodía de la primera línea “Era jueves y hoy la ropa le quedaba mal” y seguiremos manteniendo esta melodía y reescribiremos la frase por algo que continúe la canción. La idea y el truco acá, y difícilmente leas esto en otro lado: es mantener la melodía o generar una mínima variación.

Aquí un ejemplo de mi frase:

“Era jueves y hoy la ropa le quedaba mal

se puso la zapatillas rotas y salió igual

Ella sabía que el destino no la iba a esperar

porque era una moneda que se encuentra al azar.”

Conclusión: Mantener la melodía del punto 3 y reescribir la frases.  Y acá entran las rimas. Puedes rimar y armar los versos de diferentes formas.

¿Por qué debería componer así? Por varias razones, principalmente se mantiene la melodía y se cambia la letra para que la gente pueda repetir la idea musical de lo que canta. Si todo cambiara todo el tiempo ¿cómo se podría seguir? ¡Incluso el cantante estaría perdido!.

Todos conocemos una canción que no sabemos, o hemos escuchado a algún amigo cantar una canción en la cual la letra es invento pero la melodía es exactamente la misma. Este recurso lo usan mucho los cómicos, por supuesto cambiar la frase no es difícil, inventar la melodía lo es. Y agregarle sentido, emoción y contar algo significativo lo es mucho más.

Segundo por previsibilidad, forma y estructura. Sencillamente para que la canción tenga una forma, una estructura y un ritmo.

5) Continua!. Una vez que tenemos los versos. O al menos el primer verso continuaremos con las diferentes secciones. De la misma forma que escribiste el verso puedes armar el estribillo. La diferencia entre el verso y el estribillo es que el verso tiene un carácter más narrativo. En otras palabras, en los versos cuentas algo, narras una historia, o describes algo. Si bien se repite la melodía, los versos sirven para desarrollar eso que queremos explicar.

En el estribillo, por su parte tiende a ser más repetitivo y conclusivo. Es decir, generalmente cumple la idea de decir “la canción es sobre esto”. Por supuesto, la idea del estribillo también es que explote todo, que suba la adrenalina y la tensión. De todos modos, no varía a la hora de componer mucho más que de un verso sino en que el estribillo debe ser más pegadizo y simple. Tanto textual como melódico, en otras palabras en melodías como en la frases que va a ir en esa melodía.

Principalmente a la hora de componer y supongo que  esto le debe pasar a una gran mayoría, no pienso si compongo un verso o un estribillo, intento armar diferentes melodías y luego reescribo o armo y estructuro en base a cual me parece que queda mejor para un verso y para un estribillo.

Hice todo lo que dijiste pero aún no puedo hacer una canción. ¿Qué hago?

Si estas trabado, y aun no puedes hacer una canción, hay una solución pero requiere empezar de más atrás.

a) Busca una canción que te agrade y que sepas.

b) Ahora tararea la melodía pero no pronuncies las palabras. Simplemente tararea.

c) Una vez  identificada la melodía empieza a reescribir la canción. Inventa una nueva letra a la canción.

Haciendo este ejercicio con 3-5 canciones entenderás el proceso de poner letra a la melodía. Luego vuelve a intentar este tutorial e intenta escribir tu propia melodía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *